‘Carnival Row’, la fantasía de Amazon quiere abrazar demasiado

‘Carnival Row’, la fantasía de Amazon quiere abrazar demasiado

septiembre 29, 2019 0 Por wpadmin

cuando Juego de tronos terminó, era de esperar que todas las compañías quisieran ocupar el trono de nuevo fenómeno cultural dejado por la producción deHBO. El camino más fácil es hacer una serie con dragones creados por CGI y personajes con nombres rutilantes.

Bueno, a Carnival Row no hay dragones (al menos de momento), pero sí hay hadas, centauros, faunos y brujas que pueden hacer magia oscura. Además, hay secretos de familia, de aquellos de paternidades misteriosas de héroes huérfanos. Os suena?

Con una analogía inconfundible de nuestro clima sociopolítico actual y una estética steampunk de la Inglaterra victoriana, Carnival Row es un barrio de la ciudad The Burgué, habitado principalmente por criaturas mágicas, donde la tensión entre residentes humanos y refugiados mágicos se hace más tensa cada día. En este barrio trabaja Philostrade o, como se le conoce, Philo (Orlando Bloom), Un inspector que investiga una serie de asesinatos, tanto de humanos como de seres mágicos, a las víctimas de los que les faltan algunas entrañas.

A Carnival Row hay diferentes historias. La primera es la historia policíaca, la de la búsqueda del asesino y el posterior descubrimiento de una criatura oscura y terrible. La segunda, la historia de amor -o desamor- entre en Philo y la Vignetta (cara Delevingne), Un hada que se enamoró de Philo durante la guerra contra The Pact -guerra que hace desplazar las criaturas màgiques-. Ligada a estas dos historias encontramos la del origen de en Philo, abandonado cuando era un bebé y sin saber quiénes eran sus padres.

Paralelamente a en Philo y la Vignetta, encontramos otra historia, la de los hermanos Spurnrose. Procedentes de una familia acomodada de The Burge, están al borde de la bancarrota cuando unos negocios hechos por el Ezra, el hijo mayor, no salen como se pensaba. Con la llegada de Agreus, un fauno adinerado, el Ezra y su hermana Imogen deberán redefinir sus prioridades y ideologías si quieren sobrevivir y mantener su estatus social. El Agreus y la Imogen deberán unir esfuerzos para obtener lo que quieren: él, el reconocimiento social que tanto anhela y ella, el dinero que tanto necesitan.

Sobre el papel, Carnival Row tiene casi todo lo que se necesita para ser una serie de éxito. Tiene las arcas ilimitadas de la plataforma Prime Amazon, Que busca una franquicia de éxito. Tiene un plantel de actores que arrastran fans, empezando por el dúo protagonista Orlando Bloom y Cara Delevingne, bien acompañados por actores de renombre como Jared Harris o Indira Varma. Y tiene la idea, que creo sinceramente que es muy buena. Tiene asesinados, misterio, sangre, vísceras, monstruos terroríficos, intrigas políticas, sectas, profecías, romanticismo y secretos. La serie tiene todos los ingredientes para ser, como mínimo, muy agradable, pero acaba siendo bastante aburrida.

Hay mucha historia en Carnival Row que parece que los creadores de la serie, Travis Beacham (Pacific Rim: Insurrección) y René Echevarria (los 4400), No han querido desarrollar en esta primera temporada (ya hay una segunda confirmada). Básicamente se echa de menos desarrollar más la guerra entre The Burgué, una ciudad estado que envió soldados para proteger a los seres mágicos, y The Pact, otra ciudad estado que, suponemos, son los malos. No es hasta el cuarto capítulo (de ocho que tiene la primera temporada) que no se empieza a animar un poco. En general los capítulos se hacen largos y difíciles de terminar.

El hecho de que la primera temporada te acabe dejando la curiosidad de saber qué pasará a la segunda es un punto a favor de los creadores. Carnival Row tiene un potencial que espero que se dispare en la segunda temporada.