‘The Walking Dead 9’: los hombres que cuchicheaban los muertos

‘The Walking Dead 9’: los hombres que cuchicheaban los muertos

agosto 27, 2019 0 Por wpadmin

Hace tiempo que The Walking Dead va perdiendo (a pulso) adeptos; una serie que ha ido menguando, temporada tras temporada, el interés. Entre los últimos mohicanos aguantando irracionalmente la dosis semanal de desventuras con zombis como relleno, se encuentra este humilde servidor a la causa bastarda.

Conscientes de que esto no pasa de placer culpable, Cada semana los pocos que quedamos hemos seguido el mismo ritual: conectar el canal de Fox en las pantallas y con el cilicio bien colocado en la entrepierna (esto hacemos los pecadores, pero también va bien para mantener la atención) nos hemos puesto vía intravenosa uno a uno los dieciséis capítulos de que consta la novena temporada. Tengo que reconocer que el método en ocasiones no ha resultado suficientemente efectivo y es por eso, lo confieso, que estuve meditando si pasarme directamente a un nivel superior y experimentar en mi propia piel el método Ludovico: La terapia ejercida al pobre Alex de La naranja mecánica, consistente en poner unas grapas a los ojos para mantenerte despierto ante la contemplación continua de imágenes que provocan la aversión a la violencia. En este caso, sería pasando en bucle las dos anteriores temporadas, las peores con diferencia.

La verdad es que no ha sido necesario. Incluso, me atrevería a decir que, en ocasiones puntuales, la serie ha tenido puntos álgidos en este noveno año de emisión. Es tanto, que me he atrevido a perder buena parte de mi preciado tiempo a ofrecerle una pequeña selección de estos momentos, recordando mientras lo hacía -no sin una lagrimita bajando me por la galta- aquella época en que los bastardos nos disputábamos, y por eso lo repartíamos, la crítica semanal de cada episodio.

Rick Grimes, echaremos de menos tu sonrisa

O no. Una serie que nos levanta la camisa como ésta no podía fallar a la hora de hacer creer que Rick moriría (con Glenn hubo dos estocadas mortales). El episodio del puente, del que recuerdo pocas cosas (porque ya pertenece a la primera mid season) Llevó el líder de los supervivientes a tener que actuar para salvar por enésima vez su querida comunidad, para en esta ocasión dejar la vida … Al final, descubrimos que tampoco ha sido el caso y que en realidad es rescatado al último instante por un helicóptero que lo lleva a saber dónde. Alguna base militar desconocida …? Dicen que en Rick protagonizará una serie de películas; pues que nos cojan confesados!

los whisperers o los hombres que cuchicheaban los muertos

Bueno, la gran novedad y el aliciente de la segunda parte de la temporada: la entrada a escena de estos caminantes que, como descubrimos, no son más que hombres y mujeres infiltrados en las hordas para conducir los walkers a placer, igual que un ejército. El día que sentimos uno susurró reconozco que estuve a punto de dejar la serie: «Va, hombre, va! Sólo faltaba zombis que hablan! »Poco a poco, gracias sobre todo a los spoilers de los pesados ​​que leen el cómic (estos sí que no entiendo que continúen con la serie), fuimos descubriendo su idiosincrasia, la de estos nuevos malvados de la historia: Leatherfaces armados de cuchillos, pura amenaza!

Alfa, mala madre y mala puta

Samantha Morton encarna el Alfa, la mala madre y mala puta (en mayúsculas). Poco sabemos, algún flashback de cómo estaba de tarada y la represión que ejerce contra sus para tenerlos en alerta constante. Capaz de torturar psicológicamente y física su hija (la novia de Henry) … qué no hará con los demás ?! Lo descubrimos en la recta final de la serie, con la venganza que ejerce sobre nuestro grupo, en una de las imágenes más potentes que hemos visto nunca en toda la serie. Un momento álgido, para aplaudir. Y lástima que no hay más!

Las colinas tienen cabezas

La imagen en cuestión es la parada de cabezas cortadas colocados en senos y en fila, bien dispuestos, de algunos de los protagonistas y secundarias del bando de los buenos: Tara, Enid y Henry, el hijo adoptivo de la Carol y, por tanto , el segundo hijo que pierde a la serie. Devastador. Dicho esto, en la lista nos habría encantado que hicieran caso a nuestras súplicas: ¿por qué no el Eugene, el cura (porque me da rabia que se lo haga con la Rita, entre otras manías que le tengo) y en niegan (que ahora resulta que se nos vuelve bueno; va, hombre, va!)? Bueno, también añadiríamos los productores, que cada vez recortan más en calidad esta producción, que estira más el brazo que la manga.

Terminator volverá!

Y como amenaza de peso se presenta este tipo de esbirro guardaespaldas del Alfa, que hace dos como yo (de altura y de peso), y que ya ha demostrado que en Daryl, el chico de la ballesta que ha ido a menos desde hace episodios, no le hace ni cosquillas. Seguro que en realidad le han enviado los de Skynet y ha venido a la Tierra para acabar con la vida humana. No lo dijo, pero «volverá»

Y nosotros también, pero esperamos que no tengamos que meditar aplicar el método Ludovico.